info@sanyu2000.es
691954101/666970891  

Demolición selectiva

Demolición selectiva

Un proyecto de demolición selectiva consiste en la realización de una demolición como tal, pero actuando por partes selectivas como los interiores o los exteriores de un edificio, de tal forma que podamos proteger la estructura restante y las áreas cercanas. Estos procesos se realizan con mucha frecuencia en Madrid y tienen como objetivo conseguir que un edificio pueda ser reformado a partir de las partes demolidas, manteniendo así los pilares básicos de la edificación.


A través de la demolición selectiva mantenemos los pilares básicos del edificio


La importancia de la demolición selectiva

En muchas ocasiones optaremos por una demolición de este estilo, puesto que no es necesario tirar abajo todo el edificio. No obstante, antes de ello debemos comprobar que este tipo de proceso se puede llevar a cabo, por lo que es necesario realizar un análisis del estado del edificio y verificar si las vigas generales aguantan los embistes de las máquinas sin que ello suponga un problema para la estructura general del edificio.

En estos casos, debemos delimitar correctamente toda la zona anexa a la edificación para poder tirar las partes que queramos del edificio. Además, todo esto lo debemos llevar a cabo en varios pasos, y siempre vigilando que la estructura siga siendo resistente para poder continuar con el proceso. Incluso hay ocasiones en las que resulta necesario instalar refuerzos para que esta demolición pueda seguir siendo efectiva.

Del mismo modo, para realizar este tipo de derribo hay que contar con máquinas especializadas y de altura que nos permitan llevar a cabo, con total seguridad, la eliminación de las partes del edificio que no queremos. Con todo, esta técnica busca la mejora de las condiciones del edificio, alargando el ciclo de vida de los materiales de construcción, favoreciendo su reutilización y generando menos residuos.

No obstante, es cierto que en nuestro país resulta complejo realizar este tipo de demoliciones, puesto que los edificios no fueron diseñados con estos criterios de desmontaje y demolición. Por ello, si queremos poner en práctica esta técnica, debemos contactar con profesionales del sector que sepan cómo mejorar la gestión de estos residuos y jugar con los tiempos para que la demolición sea efectiva.

Una buena alternativa en Madrid

La capital de España es una ciudad en la que abundan los edificios, aunque lo cierto es que muchos de ellos ya cuentan con muchos años a sus espaldas. Por tanto, una buena solución para mejorar la situación de la ciudad en cuanto a la ocupación es usar la técnica de la demolición selectiva para así mejorar el estado general de las edificaciones.

En resumen, esta demolición selectiva se configura como una excelente opción para darle una nueva vida a los edificios sin que resulte necesario su derribo por completo, más si cabe en una ciudad con tantas edificaciones como Madrid.

Sin comentarios

Añadir un comentario